LOS RECURSOS FORESTALES EN EL DESARROLLO RURAL: UN ESTUDIO DE CASO DEL BOSQUE MODELO DE URBION (I)

MASTER EN CONSERVACION Y USO SOSTENIBLE DE SISTEMAS FORESTALES LOS RECURSOS FORESTALES EN EL DESARROLLO RURAL: UN ESTUDIO DE CASO DEL BOSQUE MODELO DE URBION

PRESENTADO POR: VICENTE BENITEZ

PROF. DRA. FÁTIMA CRUZ SOUZA.

TUTORA DEL TRABAJO FIN DE MASTER

LOS RECURSOS FORESTALES EN EL DESARROLLO RURAL: UN ESTUDIO DE CASO DEL BOSQUE MODELO DE URBION.

Benitez, V; Cruz Souza, F.

logo_es

Resumen

El Bosque Modelo Urbión, declarado como tal en el año 2007, está situado entre las provincias de Burgos y Soria, se caracteriza por el alto grado de conservación de sus recursos forestales. En ese territorio se ejecuta desde el año 1991 la Iniciativa Comunitaria LEADER financiada por la Comisión Europea para promover el desarrollo rural a partir de la creación de los Grupos de Acción Local (GAL). La presente investigación tiene como objetivo el identificar la percepción de los gestores y agentes sociales locales sobre el papel de los recursos forestales en la promoción del desarrollo rural y la sostenibilidad del territorio; analizar la relación entre la gestión forestal y el desarrollo rural, como así, el relacionamiento entre las instituciones de gestión forestal y del desarrollo rural. Se ha utilizado metodología cualitativa con un estudio de caso, empleando como instrumento de recogida de datos las entrevistas en profundidad a informantes claves de diferentes sectores sociales del territorio. Los datos obtenidos generan evidencias de que los recursos forestales constituyen un importante soporte de los pueblos rurales, que favorecen el desarrollo rural y la sostenibilidad. Se concluye que los recursos forestales desempeñan un papel fundamental en el desarrollo rural y la sostenibilidad del territorio, asimismo que tanto la conservación como la explotación maderera se han realizado y siguen realizando considerándolos igualmente importantes y prioritarios en el desarrollo de las actividades y esto contribuido a lograr la sostenibilidad del territorio, y se observa además que aún existe una escasa conexión entre la gestión forestal y el desarrollo rural en el área de estudio.

Tierra de pinares_un mar de pinos5

Introducción y antecedentes

En este estudio se analiza la percepción de los diferentes actores locales sobre la influencia de los recursos forestales en el desarrollo rural en el territorio del Bosque Modelo Urbión, que está ubicado entre las provincias de Burgos y Soria, declarado como tal en el año 2007. El desarrollo de este tema surge del interés en conocer cómo los recursos forestales, que influyen en la configuración de un territorio, se concretan entre la gestión forestal y el desarrollo rural en una misma zona, y cómo perciben los actores locales las gestiones de las instituciones encargadas del manejo de los recursos.

Con este análisis se pretende crear una información que pueda servir de apoyo para la toma de decisiones en materia de política de desarrollo rural y gestión forestal en el área del Bosque Modelo Urbión mediante la descripción y el análisis de los discursos de los actores locales sobre sus experiencias en este entorno. Además, puede constituirse en un instrumento para la formulación de nuevas estrategias en los planteamientos futuros de la gestión del monte y del desarrollo rural al disponer de información sobre la percepción de los actores locales sobre los recursos forestales y las instituciones que están implicados en la gestión sostenible del monte y en los programas de desarrollo rural. El estudio se centra en el mencionado bosque por ser una zona que cuenta con una sólida tradición forestal y la configuración social y económica se ve influenciada directa o indirectamente por el aprovechamiento de los recursos forestales.

Desde una primera observación hace pensar que los recursos forestales han influido en el desarrollo rural de la zona. Se decide realizar esta investigación a fin de explorar y describir la posible influencia y la interconexión existente entre el desarrollo rural y la gestión de esos recursos y cómo es percibida esa influencia por parte de los actores locales.

Este amplio campo de investigación requiere de la comprensión de algunos conceptos teóricos para focalizar en la exploración y descripción de lo que se pretende analizar en el territorio del Bosque Modelo Urbión.

Tierra de pinares_un mar de pinos4

El Desarrollo Rural Sostenible

Antes de abordar el desarrollo rural sostenible se debe entender el término “desarrollo sostenible” que es tan amplio que permite conceptualizarlo desde diferentes principios según Doménech (2007), pero lo más importante se resume en la idea de que permite generar una condición para que todos puedan tener un acceso igualitario a los beneficios que brindan los recursos naturales, pero sin ocasionar alteración o daños a otros componentes del ecosistema de manera a que permanezca en constante equilibrio, y donde los beneficios que se generan sean igualmente útiles para las generaciones presentes y futuras.

Según el informe presentado a las Naciones Unidas (Nuestro Futuro Común, 1987), el desarrollo sostenible es aquel que garantiza las necesidades del presente sin comprometer las posibilidades de las generaciones futuras para satisfacer sus propias necesidades. Este mismo informe es conocido como el informe Brundtland, que ha sido reafirmado en la Cumbre de Rio de 1992, y fue como el inicio de compromisos fundamentales por parte de los Estados para establecer en las políticas públicas mecanismos de desarrollo social y económico, pero sin causar más deterioro al ambiente. Sin embargo, esta cumbre y otras posteriores, solo han tenido un impacto moderado en el logro de un desarrollo limpio.

La valoración del desarrollo en el pensamiento neoliberal se identifica directamente con el crecimiento económico, pero igualmente en la mayoría de los planteamientos del desarrollo sostenible en la actualidad el eje central sigue siendo el crecimiento económico, aunque poniendo cierto énfasis en la dimensión medioambiental (Camarero et al, 2009).

El término “sostenibilidad” como se puede observar en la figura 1 resulta de un pequeño margen de interacción entre los pilares que constituyen un desarrollo sostenible, y donde el factor sociedad es la que tiene poder para intervenir a favor de la sostenibilidad, porque el equilibrio depende de la capacidad de regular el acceso a los recursos por parte de la sociedad, pues tanto la economía como el cambio acelerado del medio ambiente son resultados de las intervenciones humanas.

Los recursos forestales en el desarrollo rural- un estudio de caso del Bosque Modelo de Urbión-8

Figura 1. Pilares de desarrollo rural sostenible (Crabos y Martin, 2011).

A la sostenibilidad con frecuencia se ha dado una interpretación excesiva como un problema medioambiental, cuyas consecuencias se relacionan como una cuestión que solo afecta a una parte de la sociedad, lo cual generan motivos de desconfianza en la población y repercute negativamente en la integración intersectorial para la aplicación en políticas de desarrollo en las zonas rurales.

Según Crabos y Martin (2011), en la gestión sostenible se deben armonizar en lo posible los objetivos económicos, sociales y medioambientales. Todos estos principios tienen la misma importancia y por lo tanto, no hay por qué establecer prioridades entre ellos y en caso de que resulte necesario hacerlo, es imprescindible tener en cuenta los derechos y las necesidades del conjunto de las partes interesadas.

La sostenibilidad no se trata de una lista de criterios a los que hay que respetar, pero se parte de un principio general, y a partir de esta base se diseña un conjunto de procesos que resultan deseables aplicar y que pueden adaptarse a las condiciones locales para poder obtener un resultado positivo en el ámbito de la actuación, como por ejemplo en la gestión del monte para lograr un desarrollo sostenible.

Para comprender mejor el tema que se irá abordando en este estudio, se tendrá que integrar al amplio concepto de desarrollo sostenible el concepto de “Rural”. Hay muchas dificultades para definir la ruralidad (Cruz, 2006), pero en el marco del presente estudio adoptamos una delimitación más operativa que conceptual. Así, desde una perspectiva territorial, según Sancho, Regidor y Ruiz-Maya (2008), lo rural está compuesto por municipios de menos de 5.000 habitantes, junto con los municipios de dimensiones demográficas por debajo de los 30.000 habitantes, siempre que cuenten con una densidad poblacional inferior a los 100 habitantes por kilómetro cuadrado, condición recomendada por la extraordinaria variación de las dimensiones de los términos municipales de España.

Además, como el análisis se pretende abordar con una visión territorial de los recursos forestales, la gestión de los mismos y su efecto en el desarrollo rural de la comunidad, resulta imprescindible también entender el concepto de territorio. Si bien el término territorio puede reflejar diferentes conceptos según la disciplina en la que se esté utilizando, en este estudio se adopta el de Giménez (1999), que se refiere a unos sistemas o complejos formados por todos los elementos físicos y humanos de un área o región. El territorio sería el resultado de la apropiación y valorización del espacio mediante la representación y el trabajo, en la que los ingredientes primordiales de todo territorio serian la apropiación de un espacio, el poder y la frontera.

Sin título-2

Para lograr la sostenibilidad, en un modelo de desarrollo rural resulta necesario incluir el factor sociocultural dentro de las prioridades que se plantea en la gestión territorial, como menciona Cruz (2007), el desarrollo solo puede ser sostenible si está relacionado con la calidad de vida de la población, tanto rural como urbana, en el arraigo y el compromiso de la población con un contexto local. El desarrollo rural trata de utilizar enfoques sistemáticos y procesos iterativos de aprendizaje mediante la experiencia, basados en la acción centrada en las necesidades humanas, interés a largo plazo ampliamente compartido y un proceso global e integrado (Crabos y Martin, 2011).

De ello surge la necesidad de ir cambiando el paradigma de la valoración del desarrollo rural, por unas perspectivas de aprovechamiento más integrales de los recursos naturales, tal como se menciona en el FEADER (2005 apartado n° 11): “a fin de garantizar el desarrollo sostenible de las zonas rurales, es necesario centrarse en un limitado número de objetivos fundamentales a escala comunitaria relativos a la competitividad de la agricultura y la silvicultura, la gestión de las tierras y del medio ambiente, la calidad de vida y la diversificación de las actividades en estas zonas, teniendo en cuenta la diversidad de situaciones”. El aprovechamiento integral del monte, implica no solamente la evaluación de la producción de madera del monte y otros productos no maderables, sino que se deben incluir en la valoración los beneficios de las externalidades que se derivan de la mera presencia de un monte.

Relativo al monte y al medio ambiente en el FEADER (2005), se estipula la ayuda a la competitividad del sector forestal que consiste en medidas destinadas a fomentar el conocimiento y mejorar el potencial humano a través de la información y formación de profesionales, divulgación de conocimientos científicos y prácticas innovadoras de las personas que trabajan el sector forestal. El fomento a la innovación se realiza aumentando el valor del bosque y el valor añadido a los productos forestales, y mediante la cooperación para el desarrollo de nuevos productos, procesos y tecnologías en el sector forestal.

Así también, la mención sobre el medio ambiente y los recursos naturales contemplan inversiones para la mejora y protección, además, las actividades económicas en el sector rural deberán basarse estrictamente en las normas legislativas ambientales vigentes para acceder a las ayudas previstas en este ámbito.

Tras el tratamiento de los conceptos del desarrollo sostenible y de lo rural, para ir focalizando el amplio campo que abarca esta investigación, a continuación se engloban ambos términos en una única visión del desarrollo rural sostenible.

SO-0636

Anuncios
Galería | Esta entrada fue publicada en DOCUMENTOS, FOTOS, LIBROS, PRENSA y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a LOS RECURSOS FORESTALES EN EL DESARROLLO RURAL: UN ESTUDIO DE CASO DEL BOSQUE MODELO DE URBION (I)

  1. Pingback: HISTORIA DE COVALEDA CUMPLE 3 AÑOS | HISTORIA DE COVALEDA

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s