EL GLOBO – (31/08/1923) – “Entre Albares, Haya, Robles, Pudio y Doncel”

Antes del incendio ocurrido en Covaleda en septiembre de 1923, los ánimos en el pueblo no debían de estar muy conciliadores que digamos, ya que son varios los artículos encontrados reflejando el ambiente de enfrentamiento existente. Este es uno de ellos.

CABECERA EL GLOBO

EL GLOBO – 31-08-1923

Vida regional

COVALEDA

Entre Albares, Haya Robles, Pudio y Doncel.

Si en Covaleda se dieran exacta cuenta de que el arte de gobernar sólo gravita en defender (solidarizándose los más capacitados) los intereses generales de su patria chica, habría que reírse de Bilbao, en sus múltiples acometividades, incluyendo las siete líneas férreas de que dispone para desarrollar el emporio de su riqueza; porque Covaleda, sólo en pinos maderables, puede abastecer a toda Europa, y gran parte de América, con cuyo saneado ingreso debía ya disponer de ferrocarriles propios, tranvías eléctricos, centrales telefónicas y telegráficas, autobuses, con servicio diario hasta Miranda de Ebro: estafeta de Correos…

En cambio, por no tener, ni siquiera tiene alumbrado público, por no llegar a una inteligencia los catalogados en la población como políticos conspicuos, y dar al traste con todos aquellos encumbrados que ofrecen la “felicidad de Covaleda”, desconociendo hasta el perfil de su psicología, los aprovechamientos de su término municipal.

¿Hasta cuándo van a tener unos y otros, “liberales” y “conservadores”, puesta la venda, para no ver que sin renegar cada cual de su filiación política, ni claudicar de sus ideales, sólo deben perseguir el mejoramiento de su pueblo y dar progresivo impulso a cuanto lleva marchamo de útil y provechoso?

Brindo esta “postal” a la concordia; a la formación de una mancomunidad, que sólo se inspire en hacer los mayores beneficios a su pueblo, que, como menor de edad, debe merecer a todos, además del cariño, infinitamente más respeto que a todos los intrusos que jamás se preocuparon de Covaleda.

Hay que convencerse. Dando por sentado que no haya ni vencedores ni vencidos, deséchense los escrúpulos fermentados en el amor propio y por Covaleda y su tranquilidad dense el abrazo sincero y fraternal que simbolice la prosperidad y el engrandecimiento de quien sólo ha cometido el pecado de no percatarse a tiempo de que al amparo de las discordias intestinas, alimentadas y sistematizadas por la desaprensión de los profesionales, venían sufriendo los embates de la ruina, como son todos, absolutamente todos, los honorables vecinos de la encantadora villa.

¿Estamos conformes? pues a sellar con el abrazo la fecha del resurgimiento de Covaleda, para dignificarla y enaltecerla.

Enrique CORRAL

Covaleda (Soria), agosto de 1923.

Anuncios
Galería | Esta entrada fue publicada en DOCUMENTOS y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a EL GLOBO – (31/08/1923) – “Entre Albares, Haya, Robles, Pudio y Doncel”

  1. Pingback: HISTORIA DE COVALEDA CUMPLE 3 AÑOS | HISTORIA DE COVALEDA

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s